Buscar
 
 

Resultados por:
 


Rechercher Búsqueda avanzada

¿Quién está en línea?
En total hay 8 usuarios en línea: 1 Registrado, 0 Ocultos y 7 Invitados :: 2 Motores de búsqueda

Genesis-9

La mayor cantidad de usuarios en línea fue 98 el Lun 15 Mayo 2017, 8:44 pm.
Últimos temas
» Biblioteca Digital Libronix V. 3.0 ¡¡NUEVO LINK!!
por Ariel Enrique Ayer a las 2:08 pm

» EL LEON DE JUDA (Pelicula animada en 3D)
por Dany Sáb 19 Ene 2019, 10:12 pm

» La Fe de King (2014). Todo es Posible.
por Newsiervo Jue 17 Ene 2019, 3:38 am

» ¿Jehová es Dios Padre o Jesucristo?
por Maranata Mar 15 Ene 2019, 6:06 pm

» ¿Que quizo decir Jesus cuando dijo ,deja que los muertos entierren a sus muertos?
por Maranata Mar 15 Ene 2019, 4:31 pm

» Impacto Uncion y Poder - Despierta El Guerrero (2011)
por Geonner Joe Joyces Dom 13 Ene 2019, 11:21 pm

» El Camino a Casa. (THE WAY HOME) Una Historia Real- Subt en Español.
por Julio Fuentes Dom 13 Ene 2019, 2:35 am

» UNA REVELACIÓN DIVINA DEL INFIERNO
por sefora7 Sáb 12 Ene 2019, 4:17 am

» El Evangelio de Mateo. (Español-Latino DvdRip) 1 Link
por GBA Jue 10 Ene 2019, 1:12 am

» Sobre el Espíritu Santo
por Maikol Miér 09 Ene 2019, 1:01 am

» La Hostilidad en la Natividad
por Armisam Dom 06 Ene 2019, 12:30 am

» [Resuelto]"COMPUBIBLIA" Un Muy Buen Programa Bíblico (Sólo 1 Link DEPOSITFILE 2015)
por nefygc Sáb 29 Dic 2018, 11:07 pm

» Ricardo Guzman - Rey de Majestad [Alabanza y Adoración]
por danomolina Sáb 29 Dic 2018, 4:47 am

» Novedades - Página de Cantatas - "Mil voces para celebrar"
por alejandro9999 Vie 28 Dic 2018, 4:07 pm

» La Marca de la Bestia - PELICULA CRISTIANA.
por Egfrank Jue 27 Dic 2018, 11:48 pm

» Este Cuento está mal narrado
por lalucila Jue 27 Dic 2018, 9:10 pm

» El misterio de la iniquidad
por Maikol Mar 25 Dic 2018, 8:17 pm

» ¿Es posible manipular el poder divino?
por Maikol Mar 25 Dic 2018, 7:48 pm

» ¡QUE LA BIBLIA HABLE DEL DIEZMO!
por Maikol Mar 25 Dic 2018, 7:35 pm

» ¿Qué Piensas del llamado Movimiento Apostólico y Profético?
por Maikol Vie 21 Dic 2018, 1:02 am

Sondeo

¿Puede un Cristiano ser poseído por demonios?

35% 35% [ 11 ]
55% 55% [ 17 ]
10% 10% [ 3 ]

Votos Totales : 31

Facebook
Like/Tweet/+1
Flujo RSS


Yahoo! 
MSN 
AOL 
Netvibes 
Bloglines 


Bookmarking social

Bookmarking social digg  Bookmarking social delicious  Bookmarking social reddit  Bookmarking social stumbleupon  Bookmarking social slashdot  Bookmarking social yahoo  Bookmarking social google  Bookmarking social blogmarks  Bookmarking social live      

Conserva y comparte la dirección de Foro Huellas Cristianas La Salvación es para Todos en tu sitio de bookmarking social

Conectarse

Recuperar mi contraseña


Un corazón dadivoso, la belleza de dar

Ir abajo

Un corazón dadivoso, la belleza de dar

Mensaje por EBEN-EZER el Dom 07 Jun 2015, 3:04 am

Un corazón dadivoso, la belleza de dar.
En muchas de nuestras iglesias, no se predica acerca de la caridad o la generosidad hacia el pobre y necesitado. Y en otras cuando sí se predica, solo se queda en palabras y no en hechos. El siguiente artículo nos hace reflexionar acerca de lo bello que es ser misericordioso y ser un instrumento de bendición para una persona necesitada.
[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]

No se suele predicar mucho acerca de la compasión con el pobre y necesitado, y de la limosna, como si no fuera algo cristiano. Es una lástima porque esa es una de las enseñanzas básicas tanto del Antiguo como del Nuevo Testamento, cuyo cumplimiento trae mucha bendición. Pero yo te digo, amigo lector: Abre tus manos y tu puerta con generosidad al pobre y necesitado y verás cómo Dios te recompensa abundantemente.



Quien quiera convencerse de que no exagero lea el Salmo 112: «El hombre de bien tiene misericordia y presta… Reparte, da a los pobres; su justicia permanece para siempre» (5a,9). Proverbios también nos reprende: «No te niegues a hacer el bien a quien es debido, cuando tienes poder para hacerlo. No digas a tu prójimo: Anda y vuelve, y mañana te daré, cuando tienes contigo qué darle» (3.27,28). Y también: «El que da a los pobres presta a Dios» (19.17) ¡Qué privilegio! Deberíamos darle gracias al mendigo que nos extiende la mano por el favor que nos hace, antes de darle una moneda.



Jesús exalta la misericordia en las bienaventuranzas (Mt 5.7 «Bienaventurados los misericordiosos, porque ellos alcanzarán misericordia»). También las epístolas generales repiten ese mensaje: «Porque juicio sin misericordia se hará con aquel que no hiciere misericordia; y la misericordia triunfa sobre el juicio… Hermanos míos. Y si un hermano o una hermana están desnudos, y tienen necesidad del mantenimiento de cada día, y alguno de vosotros les dice: Id en paz, calentaos y sacios, pero no le dais las cosas que son necesarias para el cuerpo, ¿de qué aprovecha» (Stg 2.13,15,16).



«Pero el que tiene bienes de este mundo y ve a su hermano tener necesidad, y cierra contra él su corazón, ¿cómo mora el amor de Dios en él? Hijitos míos, no amemos de palabra ni de lengua, sino de hecho y en verdad» (1 Jn 3.17,18).



El ángel que se aparece a Cornelio le dice que la razón por la cual él lo visita es porque «tus oraciones y tus limosnas han subido para memoria delante de Dios» (Hch 10.5). Cornelio halló gracia ante los ojos de Dios no sólo por sus oraciones sino también por su generosidad con el pueblo (10.2). Pablo dedica dos capítulos de su segunda carta a los Corintios a ese tema que —como he escrito antes en otro lugar— no se refieren al diezmo sino a la colecta que él hacía para los pobres de Jerusalén, como bien indica el título de ese pasaje en la Reina-Valera 60.



No se suele predicar mucho acerca de esto en parte debido a que tradicionalmente en las iglesias el énfasis de la generosidad está puesto en el diezmo. Pero también porque, debido a la dureza de nuestros corazones, no nos gusta que se metan con nuestro bolsillo. Bastante es ya, decimos, que contribuyamos al sostenimiento de nuestra iglesia.



Hay muchos que no prosperan pese a que diezman fielmente. ¿No será porque han cerrado su corazón y su mano al pobre? Recuérdese que Jesús mantenía una bolsa para dar limosnas. Así como él recibía, él daba: «Más bienaventurado es dar que recibir» (Hch 20.25). ¿Qué esperas para empezar a sembrar tu recompensa? Pero si lo haces por interés y no por amor, mejor será que te abstengas, porque no puedes sobornar a Dios.
autor: José Belaunde



avatar
EBEN-EZER
Moderadores
Moderadores


Volver arriba Ir abajo

Volver arriba


 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.