Buscar
 
 

Resultados por:
 


Rechercher Búsqueda avanzada

¿Quién está en línea?
En total hay 16 usuarios en línea: 0 Registrados, 0 Ocultos y 16 Invitados :: 2 Motores de búsqueda

Ninguno

La mayor cantidad de usuarios en línea fue 98 el Lun 15 Mayo 2017, 8:44 pm.
Últimos temas
» Apocalipsis 21:1 Vi un cielo nuevo y una tierra nueva
por jorgehijodelazaro Hoy a las 12:19 am

» Coros Unidos (Nada es Imposible) 2015.
por JohannFM Ayer a las 5:54 pm

» SEGÚN REINA VALERA
por jorgehijodelazaro Jue 21 Sep 2017, 10:36 pm

» Su presencia es una muralla segura
por Evangelista Miér 20 Sep 2017, 11:47 pm

» Él es también la cabeza del cuerpo, la iglesia
por Evangelista Miér 20 Sep 2017, 11:36 pm

» ¿Debemos tener miedo de las fuerzas ocultas?
por Evangelista Miér 20 Sep 2017, 9:34 pm

» Mi Dios me oirá
por Evangelista Mar 19 Sep 2017, 3:44 pm

» En Espíritu y En Verdad -No Puedo Callar- (Album 2016)
por Magadan777 Mar 19 Sep 2017, 3:14 am

» Marco Brunet (Adora A Jesús En Vivo) Album 2015
por Magadan777 Mar 19 Sep 2017, 3:11 am

» Marcos Brunet (Diálogo Íntimo 2) 2015.
por Magadan777 Mar 19 Sep 2017, 3:08 am

» Ideas creativas para la escuela cristiana dominical
por Evangelista Lun 18 Sep 2017, 8:17 pm

» FURIA OCULTA (HIDDEN RANGE). Sobre el Bullying
por Miriam Elizabeth Lun 18 Sep 2017, 1:55 pm

» La ruleta de las letras
por gitanodesanjuan+ Dom 17 Sep 2017, 2:05 pm

» El Dominio de la Roca.
por jorgehijodelazaro Dom 17 Sep 2017, 7:52 am

» UN TOQUE AL CORAZÓN (2014)...El toque de Dios ¡¡LINK NUEVO!!
por ruben Sáb 16 Sep 2017, 6:12 pm

» ¿Es pecado donar sangre y recibir transfusiones?
por jorgehijodelazaro Sáb 16 Sep 2017, 8:45 am

» Jesús decendiendo del cielo
por Evangelista Jue 14 Sep 2017, 11:24 pm

» El Reloj - Actividades para niños
por Evangelista Jue 14 Sep 2017, 10:49 pm

» También sus cielos destilarán rocío
por Evangelista Miér 13 Sep 2017, 9:00 pm

» Descargue gratuitamente libro Discipular
por Magadan777 Miér 13 Sep 2017, 7:08 am

Sondeo

¿Es pecado donar sangre y recibir transfusiones?

 
 
 

Ver los resultados

Facebook
Like/Tweet/+1
Flujo RSS


Yahoo! 
MSN 
AOL 
Netvibes 
Bloglines 


Bookmarking social

Bookmarking social Digg  Bookmarking social Delicious  Bookmarking social Reddit  Bookmarking social Stumbleupon  Bookmarking social Slashdot  Bookmarking social Yahoo  Bookmarking social Google  Bookmarking social Blinklist  Bookmarking social Blogmarks  Bookmarking social Technorati  

Conserva y comparte la dirección de Foro Huellas Cristianas La Salvación es para Todos en tu sitio de bookmarking social

Conectarse

Recuperar mi contraseña

Palabras claves

implicaciones  diezmo  


El Señor me ha dado una palabra

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

El Señor me ha dado una palabra

Mensaje por Evangelista el Miér 16 Ago 2017, 12:17 am

El pan que fortalece

MI DEVOCIONAL DIARIO·MARTES, 15 DE AGOSTO DE 2017


En cierta ocasión pasé varias semanas ante el Señor, llorando y clamando a Él para que me diera un mensaje de consuelo y esperanza para todos los creyentes cargados de sufrimiento que escriben a nuestro ministerio.

Como aquí en la ciudad  trabajamos con drogadictos, alcohólicos y personas sin hogar, he orado así:

“Señor, adondequiera que miro veo dolor, sufrimiento, pesar y tribulación.

¿Qué mensaje puedo darles a los que se hallan en tan espantosa necesidad? ¿Cuál es tu palabra para ellos?

Sin duda a ti te importan esas almas. Sin duda anhelas darles una palabra que las ponga en libertad.

El Señor me ha dado una palabra, y es la siguiente:

El ha provisto un modo de fortalecer a todo hijo suyo para que resista al enemigo. Esta fortaleza sólo viene de comer el Pan enviado del cielo. Y nuestra salud y fortaleza espiritual dependen de que comamos de ese Pan.


Escuchemos con atención, una vez más, las palabras de Jesús:

“Yo vivo por el Padre; asimismo, el que me come, él también vivirá por mí” (Juan 6:57).

Jesús tenía una comunión tan íntima con el Padre, y estaba tan entregado a hacer solamente la voluntad del Padre, que las palabras del Padre eran su comida y su bebida cada día. Jesús se sustentaba cada día escuchando y viendo lo que el Padre deseaba; y eso fue como resultado de pasar mucho tiempo a solas con Él.

Cristo les dijo a sus discípulos:

“Yo tengo una comida que comer, que vosotros no sabéis … Mi comida es que haga la voluntad del que me envió, y que acabe su obra” (Juan 4:32,34).

También los instruyó así:

“Trabajad, no por la comida que perece, sino por la comida que a vida eterna permanece, la cual el Hijo del Hombre os dará” (Juan 6:27).

No nos demos el lujo de soslayar este secreto de fortaleza:

Así como Cristo vivía por el Padre, así nosotros debemos recibir nuestra vida alimentándonos de Cristo.

El autor de la carta a los hebreos se dirige a unos cristianos diciendo que

“el despojo de vuestros bienes sufristeis con gozo, sabiendo que tenéis en vosotros una mejor y perdurable herencia en los cielos” (Hebreos 10:34).

Junto con ese autor, yo digo: “No perdáis, pues, vuestra confianza, que tiene grande galardón” (v. 35).

No abandone la mesa del Señor para enfurruñarse en algún oscuro rincón.

Espere en El, hasta quedar satisfecho; en la mesa del Señor encontrará todo lo que necesita para la vida y la piedad.
Nadie podrá quitarle ese Pan eterno y vivificante. ¡Viva por medio de El! ¡Coma de Cristo y vencerá!
 
El Pan de Dios se sirve todos los días, como les ocurría a los israelitas con el maná.

Dice la Biblia que Dios le dio maná a su pueblo para humillarlo (Deuteronomio 8:16). Los israelitas no fueron humillados porque fuera alimento de mala calidad; ya que en realidad era “pan de ángeles” (véase Salmo 78:25).

Fueron humillados porque cada día tenían que buscar el alimento. Eso les recordaba que era Dios quien tenía, la llave de la despensa. Estaban obligados a esperar en El y a reconocer que sólo El era la fuente.

Hoy día los cristianos son humillados del mismo modo. Dios nos dice que lo que comimos de Cristo ayer no va a satisfacer nuestra necesidad hoy.

Debemos admitir que nos vamos a morir de hambre espiritualmente y vamos a quedar débiles y desamparados si no recibimos nuestro suministro fresco y diario de Pan celestial.
 
Debemos acercarnos con frecuencia a la mesa del Señor. Debemos acostumbrarnos a la idea de que nunca llegará un momento en nuestra vida en que se nos dé una ración de fortaleza para más de un día.

A los que aman a Jesús, les puedo prometer una cosa:

las hambrunas no son eternas. Dios va a visitar de nuevo a su pueblo.  El quiere saciarnos por completo. Quiere darnos la vida abundante que anhelamos. Desea llegar al encuentro de todo corazón sincero que tenga hambre de Cristo.



avatar
Evangelista
Administración de Huellas Cristianas
Administración de Huellas Cristianas


Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba


 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.